3 de octubre de 2019

Argentina: Ni Una Menos

En Argentina, una mujer es asesinada cada 34 horas por delitos de violencia de género. La violencia de género es una de las violaciones de derechos humanos más grandes y frecuentes en el país y es un factor importante en la salud y seguridad pública. En respuesta, casi 300,000 ciudadanos se unieron al movimiento de Ni Una Menos y participaron en protestas masivas en todo el país. Los manifestantes exigieron medidas concretas para poner fin a la violencia de género, proteger los derechos reproductivos, promover la igualdad de género y poner la violencia de género en la agenda pública.

Durante el proceso del tercer plan de acción OGP de Argentina, los funcionarios del gobierno, organizaciones de la sociedad civil y la ciudadanía, particularmente los grupos de mujeres, presentaron demandas específicas de género al Instituto Nacional de las Mujeres que condujeron a la redacción participativa del Plan para la Igualdad de Oportunidades y Derechos. El Plan contiene más de 350 acciones destinadas a prevenir, monitorear y evaluar la violencia contra las mujeres y fortalecer las instituciones para garantizar los derechos y la seguridad de las mujeres, así como garantizar la autonomía financiera y el empoderamiento económico.

Como parte de su plan de acción de OGP, el Instituto Nacional de las Mujeres comenzó un proceso de presupuesto que permite a los ciudadanos saber cuánto se gasta en políticas de género. El gobierno aprobó dos políticas incluidas en el plan: una para garantizar la paridad de género en el congreso argentino y otra para alentar a los empleados del gobierno a recibir capacitación sobre temas de género. Como parte de su próximo plan de acción, Argentina se ha comprometido a seguir la implementación de estas dos leyes y proporcionar información pública sobre los desafíos y políticas de igualdad de género para abordarlos.

VER TODAS LAS HISTORIAS DE IMPACTO